820f3656-71f6-3544-81c3-2f4cafc20ee5

Existe un molino de brumas escondido,
En él habitan -en este momento-
tres seres -o eso imagino-.

Hace tiempo que no vuelo a espacios concomitantes,
que no observo lugares desconocidos,
desde el desconcierto de mi decorado.

Me quedo aquí, sin forzar
Me quedo aquí, cual nogal
Prendido y fuerte, de raíces en espiral.

Sonríes – lo sé- mas el tiempo no existe
El espacio, un lugar de consuelo
donde nutrir las alas del viento.

Dejé de creer -no lo niego- mas de sentir no puedo.
El sueño es cisne blanco en aparición de mago
Y yo aquí en efluvio de calina consiento
A ser soñada, mas ya no confío que en mí
Nazca consuelo.

Mi templo cuerpo, mi mundo verso,
Mi mente espacio sin rejas ni tendones
Músculo sin paredes, es mezcla de sentires
Y provoca absurdidades
Donde todo empieza también acaba y no deseo cansarme
Más, llega
la estela de la barca en la laguna,
tiene
por
testigo
la arboleda.

Cisne,
sí,
mas no como pluma expuesta, si tuviera una queja
Sería ésta,
Cuida el candor de la disonancia, cuida el intenso color de la blancura
Y el fervor del agua en reflejo de cristal con minucia inversa,
Árbol es quien en alma expresa.

Sé, que yo sea, es la única premisa
Que el miedo no dé paso al odio
Por necesidad última de carta en espejo,
Con cava mejor la dicha,
dicho sea de paso,
esto que sea de lo último,
lo primero revelado.

#mujerdepalabra

Arte: Man Ray – Fotografía que acompaña al poema L’Entente de Paul Éluard – modelo: la artista Nusch
BSO: The Lass of Aughrim